Urban Graphics

 

Urban Graphics

Publicado en el Año 3 Nro 4 del mes de Febrero 2019 pág.126

 

 Todo comenzó con la pintura en mi temprana juventud y pronto me dejé fascinar por el fotorrealismo. El fotorrealismo es un tipo de imagen que requiere del dominio de la técnica, la paciencia y el ejercicio, cosas que, lo admito, en parte me faltaban.
Con el advenimiento de la fotografía digital, siempre encontré motivos figurativos en objetos cotidianos banales, en arquitectura, en la industria e incluso en el mundo natural. Y finalmente hice un descubrimiento, que para mí representó un gran paso adelante: el procesamiento fotográfico digital. Al principio, sin embargo, exageré, pero después de una experiencia clave que me abrió los ojos, aprendí a usarla y aún hoy uso estructuras y filtros de diferentes programas de procesamiento.
Para mí el punto de partida es la fotografía original, en la que una idea ya está presente. No siempre trabajo de acuerdo con un concepto preestablecido, a menudo me dejo guiar por la misma razón.
La pantalla es para mí como un lienzo en el que compongo y doy forma a la fotografía en su aspecto definitivo y con la elaboración, que representa el verdadero momento del proceso creativo, completo y defino la imagen.

 


 

En este número